LOS NEO-NEGREROS EUROPEOS CONTRA LOS PUEBLOS EUROPEOS Y LOS PUEBLOS AFRICANOS

Como podéis ver, los pueblos africanos están, en sus secciones más conscientes, en contra de la emigración a Europa, porque es destructiva para sus sociedades, pues equivale a un genocidio a medio plazo. Por el contrario, los neo-negreros europeos y sus jaurías buenistas, «antirracistas», clericales (la Iglesia es uno de los más activos y brutales agentes pro-inmigración), «anti-capitalistas» pro-capitalistas, pedantocracia servil, poderes mediáticos enloquecidos, ONGs traficantes de neo-esclavos, izquierda estatista vendida a la banca, etc. están a favor de la emigración. Es más, son tan canallas que tildan de «racistas» a quienes nos oponemos. En esta revisión de fuerzas no podemos olvidar a la extrema derecha, que dice estar contra la emigración simplemente para incrementar aún más la entrada de emigrantes, pues quienes apoyan al capitalismo necesariamente han de desear la entrada en aluvión de mano de obra barata.

Al oponernos a la emigración hacemos saber que nuestro enemigo no son los emigrantes sino los neo-negreros, o sea, los que defienden la emigración y la efectúan, por tanto, los empeñados en destruir al mismo tiempo a los pueblos europeos y a los pueblos africanos. Ellos son los peores racistas, a la vez racistas antiblancos y racistas antinegros. Al obrar así, siguen las directrices de la gran patronal, que ya ha dictaminado que España necesita cada año entre 300.000 y 1.500.000 trabajadores expoliados, robados, a los países pobres. Ello significa, pura y llanamente, la aniquilación étnica de los pueblos de la península Ibérica en unos pocos decenios, al ser una limpieza racial por sustitución étnica como nunca ha sido realizada. En la lucha contra los nuevos negreros tenemos que estar unidos los pueblos europeos y los pueblos africanos. Para Europa la solución está en el incremento de la natalidad, como expongo en mi libro «Erótica creadora de vida. Propuestas ante la crisis demográfica», no en la emigración. Hay, por tanto, que incrementar la denuncia de los neo-negreros y las actividades neo-negreras y tomar las calles para poner fin a lo estamos viviendo, a saber, que nos están exterminando étnicamente, en lo que ya se conoce como EL GENOCIDIO EUROPEO.

 

Esta entrada fue publicada en Audiovisuales recibidos. Guarda el enlace permanente.